Noticias

La fiesta anual de Tizimín, un enorme potencial turístico desaprovechado.

La fiesta tradicional anual de Tizimín, ya varias veces centenaria, es la de mayor tradición en el estado y a la que acude el mayor número de peregrinos. Cada año es común ver largas filas de visitantes que esperan entrar a la Iglesia de la Epifanía de Señor, para ver a los Tres Santos Reyes. La devoción por Melchor, Gaspar, y Baltazar, sobrepasa la de otros santos y vírgenes de la región.

Su inicio debe ser cada año desde el 23 de diciembre de cada año para hacerla coincidir con las vacaciones de invierno. Necesario retomar su esencia popular e iniciar una campaña de difusión por las redes sociales.

La fiesta tradicional anual de Tizimín, ya varias veces centenaria, es la de mayor tradición en el estado y a la que acude el mayor número de peregrinos. Cada año es común ver largas filas de visitantes que esperan entrar a la Iglesia de la Epifanía de Señor, para ver a los Tres Santos Reyes. La devoción por Melchor, Gaspar, y Baltazar, sobrepasa la de otros santos y vírgenes de la región. Entrar a la Iglesia, tocar a los reyes, y prender nuestras tres velas por cada petición o favor recibido.

La celebración religiosa de la fiesta anual a los reyes consiste en misas, gremios y velaciones, subida y bajada de los reyes, y las procesiones; las actividades profanas son en las corridas de toros, bailes, aparatos mecánicos (carrouseles) y puestos de venteros de todo tipo de alimentos y mercancías.

A mediados de la década de los años cincuenta se sumó a la fiesta anual, la “Exposición Ganadera, Agrícola, Industrial, Comercial y Artesanal”, organizada por la AGL de Tizimín, por primera ocasión, en la conocida “Placita Valencia”. Años después se trasladó a la “Posta Ganadera” recién inaugurada, donde por muchos años se realizó. Año a año las instalaciones fueron creciendo en la posta ganadera siendo un gran escaparate turístico y de gran movimiento económico.

Hace unos diez años la exposición ganadera y las actividades profanas en su mayoría, a excepción de las corridas de toros y las actividades que la misma implican, se trasladaron a un recién construido “Recinto Ferial”. Un espacio de casi 20 hectáreas con instalaciones construidas exprofeso para actividades de ese tipo. Su cercanía al periférico poniente, que une los entronques a las carreteras de Valladolid, Mérida, y Río Lagartos lo sitúan en un lugar estratégico para la afluencia vehicular. Su dominio a cargo de la autoridad municipal le concede autonomía de gestión.

Mi propuesta concreta para desarrollar la actividad turística en Tizimín y la Región Litoral Oriente de Yucatán, misma que iré fundamentando en esta serie de artículos sobre la Fiesta Anual de Tizimín, es que inicie a partir del día 23 de diciembre de cada año, para hacer coincidir, al menos parte de la celebración, con las vacaciones de invierno. Vacaciones donde muchos familiares nuestros vienen a la ciudad, y el turismo nacional anda de paseo por las regiones de México.

Muchos ex alumnos míos, familiares, y amigos hace años que no han visto una sola fiesta de reyes, porque cuando inician las actividades en el recinto ferial, ya iniciaron las clases y ya se reincorporaron al trabajo.

A eso obedece que la fiesta anual cada año baje su asistencia, tanto de visitantes como de oferentes, limitándose a ser un evento de fines de semana para los tizimileños.

® Todos los derechos reservados a: Hugo Rodríguez Núñez. email: sucilayu@gmail.com

A %d blogueros les gusta esto: